Muchos han sido los deseos, y el trabajo puesto en este proyecto, pero al final se ha conseguido.

El pasado miércoles, 30 de septiembre, se firmó ante notario la compra del inmueble en el que se construirá el nuevo Live-in Center de Granada.

El edificio, que se llama  “Villa Montserrat”, fue construido a principios del siglo pasado, alrededor de 1920. Es una construcción que está protegida y catalogada, y puede considerarse una de las joyas del barrio del Zaidín en Granada.

Está situado en la Calle Santa Luisa de Marrillac, entre la avenida Cervantes y el Camino bajo de Huétor. Cerca del centro de la ciudad, y muy bien comunicado por su fácil acceso a la autovía, línea de autobús y acceso de ciclovías.

La construcción total del edificio tiene  al rededor de 500 m2. De los cuales 300m2 son de jardín, y el resto lo ocupa el edificio. La casa está distribuida en dos salones, una oficina, una lavandería, 6 dormitorios y 3 servicios. Además de un impresionante torreón y una cochera.

Este Live-in Center será el tercero en propiedad del Camino del Diamante en España, junto al centro de retiro de Karma Güen y al centro de la ciudad de Málaga. Y servirá como punto de encuentro de estudiantes de todos los centros. Gracias a su posibilidad de albergar a mucha gente, podrá acoger también estudiantes internacionales interesados en conocer nuestro país y compartir con nosotros.

Ha sido un proyecto muy ambicioso, y muchas las energías y trabajo puestos en que saliera adelante.

El edificio será totalmente reconstruido, y rehabilitado para poder entrar a vivir lo antes posible. Para ello se están organizando distintos grupos de trabajo para acometer todas las tareas que conlleva su puesta en marcha.

Este año, durante el curso de verano de Lama Ole Nydahl en España, aprovechamos para que Lama Ole hiciera una escapada a la ciudad de Granada. Y pudiera conocer el  proyecto, y el edificio.

Lama Ole aseguró que era un proyecto que vería la luz, y animó a seguir adelante, confiando en que se darían las condiciones necesarias para su desarrollo.

Este hecho ha ocurrido, y por fin hoy día podemos decir que el Live-in Center de Granada es ya una realidad. Ahora sólo queda trabajar como sangha, y todos juntos, conseguiremos que este proyecto sea beneficioso para el budismo en nuestro país y en todo occidente.

[widgetkit id=11]